2014/03/25

Viajando al ducado de Salann Tir

Justo al norte de Dèas se encuentra el ducado de Salann Tir, el país de las tierras saladas, frente al océano. Ahí, las tierras y los hombres son levemente menos severos que los que habitan en Dèas, a pesar de todo, ambos ducados son muy parecidos.

Al contrario que en Dèas, el poder Real ha establecido un mayor arraigo en esta región. Un gobernador nombrado por el mismo Rey se esfuerza por mantener la unidad de los clanes bajo los colores de Osta-Baille (la capital de Taol-Kaer); Vive en un castillo asomándose sobre una pequeña ciudad frente al mar, cuya casa pertrecha un acuartelamiento de caballeros Hilderin (la élite de caballeros de Taol-Kaer). Me dijeron que podrían verse inmensas marismas de aguas salobres, que hacen la fortuna de unos pocos agricultores. De cualquier manera, en general, Salann Tir es un ducado relativamente pobre.

He aprendido de uno de los miembros de la delegación, con la que viajo, que el gobernador actual es un teórico venido de las facultades de la capital, muy inteligente pero inexperto. Nadie duda de su voluntariedad, pero muchos lo encuentran incompetente y ha sido acusado de la última hambruna sufrida, debido a su pobre gestión de los recursos.

No puedo dejar de recomendaros, a vos, que visite los alineamientos de Tùrsal; largas hileras de diferentes monolitos tallados con runas. Se dice que es un lugar místico, venerado y protegido por los clanes vecinos. Numerosas leyendas se narran sobre ellos; tales como una que dice que esos monolitos son en realidad un ejército de monstruos petrificados durante la época del Aergewin (tiempos pretéritos).

2 comentarios:

Tiempo de tormentas dijo...

Bueno, ya que no juego a Esteren, por lo menos leo acerca de Esteren.

¡¡Haz de master a Esteren!!

Ito ito dijo...

Restallido de látigo.
Haz de master !!
Otro restallido.